La economía de las relaciones de género en Orgullo y prejuicio de Jane Austen / The Economics of Gender Relations in Pride and Prejudice of Jane Austen

Description
El presente artículo pretende ser una aproximación con gafas de género a los sistemas de transmisión o ruptura del patriarcado a través de una de las obras más conocidas de la literatura inglesa de principios del siglo XIX: Orgullo y prejuicio, de

Please download to get full document.

View again

of 18
All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
Information
Category:

Grammar

Publish on:

Views: 0 | Pages: 18

Extension: PDF | Download: 0

Share
Transcript
   Investigaciones Feministas  ISSN: 2171-6080 2012, vol 3 233-250 http://dx.doi.org/10.5209/rev_INFE.2012.v3.41148   233 La economía de las relaciones de género en Orgullo y prejuicio  de Jane Austen Sonia H ERRERA S ÁNCHEZ   Doctoranda en la Universitat Autònoma de Barcelona Facultad de Ciencias de la Comunicación Departamento de Comunicación Audiovisual y de Publicidad I (Estudios audiovisuales desde la  perspectiva de género) sonia.herrera.s@gmail.com  Recibido: 1.05.2012 Aceptado: 15.10.2012 RESUMEN El presente artículo pretende ser una aproximación con  gafas de género  a los sistemas de transmisión o ruptura del patriarcado a través de una de las obras más conocidas de la literatura inglesa de principios del siglo XIX: Orgullo y prejuicio,  de Jane Austen. Para ello, se desentrañará el funcionamiento de la economía de género en la mencionada novela, confrontándolo con los procesos educativos de la época y los primeros indicios de individualización femenina en la sociedad moderna. Palabras clave:  economía, género, literatura, Jane Austen, matrimonio. The Economics of Gender Relations in  Pride and Prejudice  of Jane Austen ABSTRACT This article tries to be a gender approach to transmission systems or broken patriarchy through one of the best known works of English literature from the early nineteenth century: Pride and Prejudice by Jane Austen. To this end, will be clarified how works the gender economy in that novel facing and comparing it with the time  being educational processes and the first signs of women individualization on modern societies. Keywords:  economy, gender, literature, Jane Austen, marriage. “Troca pues, mi hija, tu pluma en aguja, quema tu papel; te has de resolver a hilar, a coser: ése es tu oficio”. Citado por Choderlos de Laclos (sobre Madame de Genlis)  Sonia Herrera Sánchez La economía de las relaciones de género en Orgullo y Prejuicio de Jane Austen  Investigaciones Feministas 2012, vol. 3 233-250 234 1. INTRODUCCIÓN Orgullo y prejuicio 1   se centra en “la dificultad y la importancia de conocer realmente a la otra persona” (Wiltshire, 2001: 99), por lo que se trata de lo que suele denominarse un drama de reconocimiento. El argumento del mismo gira en torno a la sosegada vida de la aristocracia rural de la campiña inglesa, y de la familia Bennet en concreto, que se ve alterada cuando llegan dos nuevos vecinos, Bingley y Darcy, dos hombres de la alta sociedad que son considerados por la señora Bennet como los  perfectos pretendientes para cualquiera de sus hijas. Pero los planes casamenteros de la madre se verán mezclados con las intenciones individuales de cada una de las  jóvenes. Elizabeth Bennet y Fitzwilliam Darcy, los principales protagonistas, encarnan los valores o defectos que dan título a la novela. Para alcanzar la felicidad, Darcy deberá superar el orgullo de clase, mientras que Elizabeth deberá dejar a un lado los  prejuicios hacia él. En la novela de Austen, aparecen otros personajes importantes como Lady Catherine que se erige como una interlocutora representativa de la clase alta, tía de Darcy y persona insigne para el señor Collins que por el contrario se convierte en el  blanco de la crítica por su afán de realizar un buen matrimonio o de mejorar su situación económica, su hipocresía, su pedantería y su exagerada devoción hacia Lady Catherine de Bourgh. En palabras de Mudrick, los personajes en la novela de Austen se dividen en simples, aquellos que no tienen un trasfondo cambiante, y en complejos, aquellos que van cambiando a lo largo del texto (1986: 77). Como se ejemplificará a lo largo del  presente artículo, la principal transformación de Elizabeth Bennet se produce cuando ésta sucumbe al discurso de la domesticidad y del matrimonio y, por consiguiente, de la mujer relegada al hogar, al ámbito privado que deja de reclamar su individualidad. El amor romántico, el patriarcado y los albores del capitalismo se entrelazan en esta novela mediante la fina y elegante ironía que caracterizaba a la obra de Austen donde el matrimonio 2 , las diferencias entre clases sociales, el discurso de la domesticidad y la posición social de la mujer se asumen y se cuestionan al mismo tiempo.  __________   1  Austen escribió Orgullo y prejuicio  entre 1795 y 1796, pero no publicó esta obra hasta 1813. 2  “Todas las heroínas de Austen se dedicaban a buscar marido y la mayoría lo conseguía, pero eso no se correspondía con la realidad de la Inglaterra de inicios del XIX. Aproximadamente del diez al doce por ciento de las inglesas fueron solteras toda su vida, incluyendo a la misma Jane Austen” (Yalom, 2003: 216).  Sonia Herrera Sánchez La economía de las relaciones de género en Orgullo y Prejuicio de Jane Austen  Investigaciones Feministas 2012, vol. 3 233-250 235 Jane Austen 3  escribía sobre la sociedad que la envolvía y sus tejemanejes internos, una sociedad aletargada 4  por los bailes y las apariencias 5 : “Pese a pertenecer a las clases medias y retratar la vida del círculo social al que pertenecía, Austen ironizaba al tiempo que criticaba la vacuidad de ciertos representantes de la clase a la que  pertenecía” (Waldron, 1999: 7 en Miquel-Baldellou, 2011). El contexto social de la autora decimonónica es el de la aristocracia y las rectorías rurales de los condados del sur; las comunidades campestres gobernadas de manera  paternalista. Es este también el entorno que refleja en sus obras: jóvenes que leen novelas, asisten a bailes, conocen a jóvenes y buscan un buen partido, cumpliendo el  plan lineal tan correctamente representado en Orgullo y prejuicio  de “juzgar, escoger y conocer”. Su primera frase es una de las más famosas en la literatura inglesa: “It is a truth universally acknowledged, that a single man in possession of a good fortune, must be in want of a wife”. 6  Decía Marx también en el primer capítulo de  El capital que “no es el intercambio el que regula la magnitud de valor de la mercancía, sino a la inversa la magnitud de valor de la mercancía es la que rige sus relaciones de intercambio”. Como se desarrollará más adelante, esa confluencia entre la “verdad universalmente conocida” del matrimonio y las transacciones económicas era una constante en el contexto histórico retratado en Orgullo y prejuicio. A finales del siglo XVII y principios del XIX, época en la que vivió y escribió Jane Austen, el movimiento literario que dominaba Europa era el romanticismo y sus máximos representantes son en Francia Alejandro Dumas, Víctor Hugo y Baudelaire; en Alemania Goethe y en la propia Inglaterra autores como Walter Scott, Lord Byron o Mary Shelley. Sin embargo, Austen, es contraria a este movimiento. Su estilo es racionalista, busca la explicación y la utilización de la razón en contra del instinto.  __________   3  Jane Austen nació en la parroquia de Steventon, Hampshire en el año 1775, “la Revolución Francesa la sorprendió siento una adolescente. Rousseau, Adam Smith y Johnson eran autores que convulsionaban la filosofía, la economía y la literatura de la época” (Freire, 2004: 22). -Como se verá más adelante en el presente trabajo, Rousseau tiene gran importancia en la construcción del prototipo de educación que recibían las mujeres y en la economía de las relaciones de género imperantes-. Austen era hija del rector de la parroquia mencionada y era la séptima de ocho hermanos. No nació en el núcleo de una familia rica, pero sí bien relacionada y con un alto nivel cultural. Hasta los 11 años estudió en diferentes colegios junto a su hermana Cassandra. A partir de entonces, Jane Austen prosiguió su educación en casa. Es precisamente en este periodo, antes de los 25 años, cuando escribió tres de sus obras más importantes:  La Abadía de Northanger, Sentido y Sensibilidad   y Orgullo y Prejuicio . 4  En alusión a esa sociedad aletargada, Evelyne Sullerot describe el siglo XIX como “un despertar de tantas cosas, una mutación tan profunda y al mismo tiempo esa corteza de aburrimiento, esas costumbres osificadas de la burguesía, esos corsés y esos cuellos tiesos” (1970: 85). 5  La hipocresía imperante en las clases acomodadas de la época, obligaba a las mujeres a representar un  papel en sociedad como refuerzo de su estatus social y económico. 6  “Es una verdad universalmente reconocida que todo hombre soltero, poseedor de una gran fortuna, necesita esposa”.  Sonia Herrera Sánchez La economía de las relaciones de género en Orgullo y Prejuicio de Jane Austen  Investigaciones Feministas 2012, vol. 3 233-250 236 Tal como expresa Robert Barnard en su  Breve historia de la literatura inglesa , Jane Austen “recelaba de los excesos románticos y solía burlarse de ellos. (…) El realismo y la claridad con que Jane Austen se aproxima a la vida y a las posibilidades que ésta ofrece, su idea de que las personas tenemos que sacar el máximo partido de un destino hostil y de que si tomamos decisiones absurdas debemos soportar lo irremediable, confiere a sus novelas un tono muy distinto del que anteriormente daban los poetas románticos, para quienes la vida era un todo o nada, placer o suicidio” (Barnard, 2002: 167). Según Barnard, Austen tenía una “concepción de la vida totalmente realista; sin sentimentalismos, sin tiempo para excesos afectivos. (…) Hace honor a los valores neoclásicos de moderación, dignidad, control afectivo y sensatez, vertiendo su aguda ironía sobre los descalabros amorosos” (Barnard, 2002: 171). Teniendo en cuenta, el cuadro elaborado por Enrique Gil Calvo sobre la evolución histórica de las relaciones de género (ver a continuación), la época en la que Jane Austen escribió Orgullo y prejuicio  y el propio relato pertenecen a la primera etapa y se caracterizan por las siguientes estructuras, estrategias e instituciones sociales: Tipos Históricos : Relaciones P REMODERNAS  (hasta   1800)  Primera Ruptura (1800-1900)  I  NSTITUCIONES :  Normas, Sanciones Poder Simbólico  Framing F AMILIA DE LINAJE   TRONCAL O EXTENSA    Matrimonio de interés P ATRIARCADO  R  EVOLUCIÓN B URGUESA  L IBERALISMO  E STRATEGIAS : Relaciones Poder e Intercambio I  NTERCAMBIO F AMILIAR     Hipergamia/homogamia Sumisión femenina  I  NDIVIDUALIZACIÓN  M ASCULINA  E STRUCTURAS : Modo Producción División trabajo Estratificación E CONOMÍA AGRARIA    Propiedad familiar Trabajo sin remunerar P ATRIMONIALISMO  C APITALISMO  R  EVOLUCIÓN I  NDUSTRIAL  M ODERNIZACIÓN  Como se ha apuntado anteriormente, Orgullo y prejuicio describe “las costumbres de un sector social inglés determinado, el de la gente de buena crianza rural –la  gentry  –, que limita al Norte con la aristocracia y al Sur con la clase media” (Pitol, 1968: 354). En esa descripción de la estructura social, el patrimonialismo y la  propiedad familiar juegan un papel primordial dentro de la economía familiar agraria. La revolución industrial y el liberalismo todavía no se han desarrollado, y por ende, todavía no podemos hablar de una modernización de la sociedad. Pero lo que sí  podemos atisbar en la novela de Jane Austen, son los preludios del capitalismo  Sonia Herrera Sánchez La economía de las relaciones de género en Orgullo y Prejuicio de Jane Austen  Investigaciones Feministas 2012, vol. 3 233-250 237 (relacionado aquí con el patriarcado) y de la individualización masculina, así como los primeros alegatos a favor de la individualización femenina, personificada en Elizabeth Bennet. Aunque la sumisión femenina planea de forma implícita a lo largo y ancho del texto, el verdadero núcleo temático de la novela es el acto de buscar un marido de igual o mayor nivel socioeconómico (hipergamia) que mantenga o mejore el linaje de la familia a través de un matrimonio de interés 7 . La homogamia también será uno de los grandes pilares de las uniones matrimoniales de ese período: “Si bien todo el mundo coincidía en que la atracción mutua era deseable en el matrimonio, la mayoría opinaba que el amor por sí mismo no bastaba para producir una unión duradera. Tanto las novias como la sociedad misma debían considerar los antecedentes sociales y religiosos coincidentes, el respeto mutuo y los valores compartidos, en la elección del  pretendiente” (Yalom, 2003: 209). 2. ELIZABETH BENNET Y LA IDENTIDAD DE GÉNERO: PRIMEROS INDICIOS DE INDIVIDUALIZACIÓN FEMENINA EN LA SOCIEDAD PREMODERNA Elizabeth Bennet es ante todo una mujer inteligente con inquietudes propias 8 , lo cual, como ya se ha apuntado anteriormente, contrasta ampliamente con lo que se esperaba de una mujer en la época de Jane Austen: “La inteligencia 9  y el sarcasmo de Elizabeth la separan del resto de mujeres de clase media, como su amiga Charlotte Lucas, y en especial, de muchas de las mujeres más distinguidas como la señorita Bingley o la señorita de Bourgh, hija de la Lady Catherine”. (Miquel-Baldellou, 2011).  __________   7  Aunque el amor es un tema importante en las relaciones entre Jane y Bingley o Elizabeth y Darcy, como veremos más adelante, en la época y sector social del que hablamos, era algo añadido y accesorio respecto al  pragmatismo económico. Tal como dice Marina Fe en su artículo “Jane Austen: el lugar de la ficción”, “en la mayoría de los casos el no casarse implica, además de una situación económica precaria, si no desesperada, una suerte de exclusión de la vida social en un medio donde las mujeres solteras no tienen lugar” (1991: 162). 8  Una figura destacada del discurso feminista aparecido en el Siglo de las Luces del que habla Pateman fue Olympe de Gauges que hizo frente a los grandes filósofos ilustrados de forma tajante y aplaudiendo a aquellas mujeres que como Elizabeth Bennet se atrevían a expresar sus propias ideas: “Nadie podrá ser molestado por sus opiniones o principios. Una mujer tiene derecho a subir al cadalso. (…) Los hombres mantienen que realmente no valemos más que para llevar a cabo el matrimonio y que las mujeres que desean cultivar su inteligencia, y se dedican a una literatura pretenciosa, son seres insoportables para la sociedad por no responder al concepto para el que la mujer es de utilidad, por lo que es una carga pesada. (…) La libre expresión de los pensamiento y de las opiniones es uno de los derechos más preciados de la mujer” (DE GOUGES, 2007: 344-353). 9  Madame du Châtelet en su Tratado sobre la felicidad   (1740), centrándose en concreto en el conocimiento, escribió: “sólo le queda el estudio para consolarla de todas las exclusiones y de todas las dependencias a las que se encuentra condenada”.
Related Search
Similar documents
View more...
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks